experiencia cris en cape tribulation

La Guía Maestra de Australia sigue sumando experiencias de yomeanimers! Como saben, Australia es uno de los destinos más elegidos para vivir y trabajar con una visa Working Holiday.

Si todavía no tienen muy en claro de qué se trata todo esto, les recomendamos que primero comiencen por leer un poco acerca de qué son las visas Working Holiday y después sigan con toda la info dentro de las guías maestras de cada país!

Por el momento Australia ha cerrado sus fronteras, no es posible ingresar al país, salvo los ciudadanos australianos. Este artículo es para quienes en el futuro quieran viajar para allá una vez que la situación se normalice.

Ahora es el turno de presentarles la experiencia de Cris, una argentina que decidió emprender un viaje a Australia para llenarse de recuerdos. Los invitamos a que lean el lindo relato que ella armó para todos ustedes!

Un poco sobre mí

Cristabel

Buenas a todos! Mi nombre es Cris, soy de Alpachiri, un pueblito de dos mil habitantes en La Pampa. Cuando era muy chica con mi familia nos mudamos a Canadá por cuatro años.

Al volver a Argentina sentía la necesidad de vivir en el exterior. Cuando llegó el momento de elegir una carrera universitaria, opté por Relaciones Internacionales para seguir conectada con el mundo.

Un alma inquieta

A los 23 años me presenté al Programa de Asistentes de Idioma en Francia, promovido por la Embajada de Francia, y fui seleccionada para asistir a la academia de Marsella, donde viví casi un año enseñando español a mis alumnos.

Después de esta experiencia, volví a La Pampa. Me postulé al programa de pasantías de la OEA y fui seleccionada para trabajar en la Misión de Paz en Colombia.

En principio iba a trabajar allá los seis meses que duraba la pasantía, pero me terminé quedando a vivir por dos años porque después de la pasantía me contrataron para trabajar en el área de Relaciones Externas.

Decidí volver a Argentina para rendir finales que tenía pendientes en la facultad y así poder recibirme. En ese momento, mi mamá comenzó a atravesar una situación difícil y eso me llevó a quedarme con ella y hacerle compañía.

Con el paso del tiempo, el bichito viajero volvió a invadirme y con mi novio, Juani, decidimos realizar una experiencia Working Holiday.

¿Por qué nos decidimos por Australia?

Dentro de todos los destinos disponibles con opción de visa Working Holiday consideramos que Australia era uno de los países más factibles para aplicar por sus requisitos. Además, queríamos ir a un lugar donde se hablara inglés para que Juani pudiera aprender una segunda lengua y yo pudiera ejercitar el idioma después de tantos años.

Nuestra llegada a Melbourne

Con la visa aprobada viajamos a Melbourne. Los primeros días se pasaron volando!

Comenzamos a realizar todos los trámites con seriedad. El primer día ya habíamos conseguido plan de celular, abrimos las cuentas bancarias y salimos a ver departamentos.

Al cuarto día en Melbourne nos mudamos a Southbank donde compartimos departamento con otra pareja (él de Reino Unido y ella de Dinamarca). Ahí estuvimos los primeros cuatro meses y después nos fuimos a St. Kilda, que es el barrio cercano a la playa en Melbourne, con muchos barcitos, gente joven y mejores alquileres.

Transporte

metro

Nos compramos bicicletas y de esa manera nos trasladábamos al trabajo (de paso hacíamos ejercicio). Además, usamos mucho el tram, que por suerte funciona perfecto. Si bien el transporte público no es nada económico (AUD 4), hay una zona en el centro donde podés moverte totalmente gratis.

Trabajo

Conseguir trabajo puede ser frustrante los primeros días, ya que uno no sabe por dónde empezar. Mi consejo es abarcar todas las opciones y moverse mucho.

En páginas como Seek es más difícil conseguir trabajos calificados, ya que la Working Holiday solo te permite trabajar 6 meses con el mismo empleador en algunos rubros, y por eso muchas empresas descartan cualquier postulación que venga con Working Holiday visa.

Muchas personas buscan en redes sociales y en páginas como Gumtree y Jora Local. Es importante salir a recorrer y repartir el curriculum en persona, llamar por teléfono y tomar oportunidades aunque sean casuales, es fundamental.

Hay que llegar con la mente abierta y estar dispuestos a darlo todo. Porque nunca se sabe si un empleador no conoce a otro que esté buscando alguien full time y te recomiende directamente!

Idioma

Si bien es importante venir con un conocimiento básico del idioma, no es fundamental saber inglés fluido para conseguir un buen trabajo. Juani, que vino con un IELTS Band 5, consiguió un trabajo con contrato, donde le pagan por hora. Su inglés ha mejorado muchísimo desde que empezó a trabajar. El idioma no tiene que ser una traba, deben animarse!

¿Qué me parece Australia?

Australia me resulta alucinante. El sistema, la infraestructura, la seguridad y la calidad de vida. A mí me recuerda mucho a cómo funcionan las cosas en Canadá.

No es un país económico para quienes cambiamos pesos por dólares la verdad. Y en pocas semanas los ahorros vuelan si no se consigue trabajo rápido. Pero, una vez que empezás a cobrar, todo se vuelve relativo porque los sueldos son altos y alcanza más que bien para vivir tranquilos, salir, y ahorrar un poco.

En nuestro caso en particular, no hemos recorrido tanto aún (llevamos casi seis meses), porque enseguida empezamos a trabajar y hemos estado muy ocupados desde entonces.

Por ahora hicimos la Great Ocean Road, que se la recomendamos a todo el mundo porque es un roadtrip hermoso. Viajamos a conocer Sydney un finde largo y ya después vino mi propuesta de trabajo para mudarme de Melbourne a Cape Tribulation.

Mi vida en Cape Tribulation

Resort

Cape Tribulation es un pueblito de 118 habitantes según el último censo. Esta literalmente en el medio de la selva, no hay señal de teléfono celular ni hay electricidad. Solo hay teléfonos fijos e Internet en la recepción. El verdadero digital detox!

Para llegar a Cape Tribulation hay que cruzar el Daintree River en ferry y entrar al Daintree National Park. De ese lado no hay hospitales ni policía. Para quienes, como yo, buscan una experiencia totalmente distinta, es un lugar increíble. El resort donde trabajaba está en la selva y frente a la playa, cerca de la Gran Barrera de Coral.

resort-dos

Mi contrato era de recepcionista “casual”, aunque trabajaba 36 horas por semana. Me ofrecieron una cabaña entera para mi sola con tres habitaciones, baño, cocina y un deck precioso, por la cual pagaba AUD 130 (USD 93) la semana.

Además, me ofrecían un paquete de comidas por AUD 70 (USD 50) a la semana. Absolutamente todas las comidas incluidas, desayuno, almuerzo, cena, café, gaseosas. Me cocinaba el chef del restaurante todos los días lo que yo eligiera del menú, nada mal!

Esto último fue fundamental considerando que se complicaba hacer las compras en el super porque el más cercano está a tres horas en Cairns!

Lo mejor del trabajo!

Cabalgata

Todavía no les conté lo mejor de este trabajo! Como recepcionista del lugar, y en un área tan remota e incomunicada, era importante que conociera bien la zona, los tours que se ofrecen, y todo lo que hay para hacer, y así poder dar recomendaciones a los huéspedes.

Por este motivo, todas las compañías de la zona me daban los tours gratis para que pueda conocer y promocionar actividades. De verdad, gratis! Fruit tasting (hay una farm con frutas exóticas), cabalgatas en la playa, night walks en la selva, crucerito por el rio para avistar cocodrilos, y la mejor: snorkel en la barrera de coral!

Un poquito más sobre este lugar

Paisaje-Cape

La primera semana que llegué no hacía menos de 31 grados. Todos los días, con un 90-95% de humedad día y noche, que si quisiéramos hablar de sensación térmica, estimo que sería alrededor de 45 grados. Durísimo para quienes nunca vivimos en clima tropical (vengo de La Pampa y de Melbourne con 15 grados!). Pero ya después de unos días el cuerpo se acostumbra.

El respeto por los animales no se cuestiona y es maravilloso ver como los locales cuidan todas las especies. Los lugareños llaman al veterinario del pueblo cuando se ve algún animal enfermo, lastimado o desorientado.

En el resort podés cruzarte con serpientes de hasta dos metros, bajar a la playa y ver cocodrilos, iguanas de un metro y medio cruzando la calle, y arañas del tamaño de mi mano son lo más común. También hay casuarios de dos metros de alto, y tree kangaroos, es uno de los pocos lugares del país que tiene esta especie tan particular.

resort-tres

Lamentablemente el resort decidió cerrar sus puertas hace un par de días por la situación del coronavirus.

Ojalá esta situación tan extraordinaria que sobrepasa fronteras no desanime a todos los yomeanimers, y cuando todo vuelva a retomar su curso sigan adelante con la idea de vivir su aventura. No solo que se animen a vivir una visa Working Holiday, sino a que se animen a explorar experiencias tan únicas y diferentes como la que les acabo de contar.

Donde se disfruta, se aprende y se aprecia! Como en mi caso, la naturaleza en su máximo esplendor 😀 .

Cris.

¿Les gustó la experiencia de Cris? Esperamos que sí, al igual que a nosotros y que los inspire y ayude a animarse si todavía están dudando en hacer o no hacer una experiencia en el exterior!

Recuerden que en nuestra web pueden ver muchas más experiencias, como por ejemplo la experiencia de Joaquín con la visa Working Holiday en Melbourne.

Te querés ir a Australia, te dejamos todos nuestros artículos en:

AUSTRALIA: La Guía Maestra


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

One thought on “La experiencia de Cris trabajando en Cape Tribulation, Australia!