experiencia nicolas en noruega

¡Tenemos nueva experiencia de Noruega!! Nos pusimos en contacto con Nicolás, un yomeanimer que hace varios meses se encuentra viviendo en Oslo, con su visa Working Holiday Noruega. Nico nos cuenta un poco sobre todo lo que vivió allá hasta ahora, su experiencia con el trabajo, la gente que conoció y cómo fue su relación con el idioma noruego!

La visa Working Holiday es una visa que te permite residir en un país determinado de manera legal por el período de 12 meses. Hay muchos países que tienen acuerdos para este tipo de visas, en nuestra web pueden conocer cuáles son todos los destinos disponibles para aplicar y poder viajar y trabajar en otro país por un año!

Si al igual que Nico les interesa este país, los invitamos a que hagan un recorrido por la Guía Maestra Noruega. Y ahora sí, los dejamos con el relato de la experiencia de Nico en Noruega!

¡Hola, soy Nicolás!

nico dia noruega

Me llamo Nicolás, soy de San Francisco, una ciudad que está en Córdoba, al límite con Santa Fe. Decidí hacer la Working Holiday Noruega porque mi novia, Solfrid, es de allá. Nosotros somos antropólogos y nos conocemos por la Universidad Nacional de Córdoba. Ya había visitado Noruega una vez antes, pero como turista.

Estábamos buscando una visa que nos permitiera estar más tiempo juntos y además tener la posibilidad de trabajar, estudiar un poco el idioma y, como buen antropólogo que soy, aprender de la sociedad y la cultura noruega.

Así fue que encontré la Working Holiday y emprendí mi camino a Noruega. Además, me entusiasmaba saber que existe demanda de Antropólogos y toda clase de profesionales en Noruega, un poco opuesto a lo que ocurre en mi país.

Mi vida en Noruega

nico apicultura

Llegué a Oslo. Los primeros meses viví en una residencia estudiantil junto a mi novia. En una habitación de 10×2. Ahí conocí a muchos estudiantes, en su mayoría extranjeros, pegué onda con muchos y a veces nos seguimos contactando por Facebook.

A los 4 meses nos mudamos a un pueblo que se llama Enebakk, a una hora en bondi de Oslo. Ahí vivimos con la hermana de Solfrid y su familia. Fue una experiencia linda pero también agotadora. Teníamos que tomar el bondi todos los días hasta Oslo y la parada estaba a 20 minutos de caminata, aunque en esa etapa, fue donde más noruego aprendí junto a la familia de mi novia.

A dos meses de terminar 2019 nos mudamos a Romsås (se pronuncia Rumsos) un barrio al Este de Oslo. Nos enamoramos de este barrio. Tiene un lago y un bosque cerca, además está en la punta de una montaña y podés ver Oslo desde lo alto. También hicimos contactos en el friviligsentral (Centro de trabajo voluntario) del barrio y nos asignaron abejas para trabajar y aprender sobre apicultura.

Experiencia laboral

nico trabajando

Apenas llegué conocí a un grupo de argentinos que estaban haciendo la Working Holiday igual que yo. Uno de ellos, Matías, que trabajaba en el Café Laundromat en Bislet, me tiró la posibilidad de mi primer trabajo, a las 2 o 3 semanas de haber llegado. Fue muy mala esa experiencia. De hecho fui una sola vez y no me volvieron a llamar jaja!

Siempre le agradecí a él por la posibilidad, aunque no se me dio ahí. Eran muy exigentes y yo no comprendía bien el inglés y tampoco el noruego. Me acuerdo que fue una de las principales razones por las que en ese momento no me habían contratado. Ese día yo traté de entender con las pocas palabras que conocía en noruego e inglés e incluso mezclando ambos idiomas! Pero no hubo caso, jaja!

Foodora, la segunda oportunidad!

Más allá de que el idioma fue la principal barrera al comienzo, no bajé los brazos y tuve mi segunda posibilidad en Foodora. Foodora, para los que no conozcan, es un servicio de delivery en bicicleta tipo Rappi o Pedidos Ya.

El día de la entrevista nos hicieron ir con una bicicleta y nos propusieron una actividad. Si superábamos ese reto quedábamos en el trabajo. Menos mal que en esa entrevista había un chico de España que me pudo explicar en qué consistía la actividad. Siempre me rio cada vez que me acuerdo de eso, si no me explicaba, yo no hubiese entendido nada!!

La actividad consistía en ir hasta un restaurante que ellos nos designaban, tomarnos una selfie en el lugar y volver al sitio desde donde partimos en menos de 30 minutos. Fue divertido, y además quedé. Así que comencé repartiendo comida en Oslo.

Al principio las piernas no me daban, Oslo es una ciudad muy empinada, llena de subidas y bajadas. Pero de a poco me fui acostumbrando y fue un trabajo muy lindo porque fui conociendo las calles y direcciones de la ciudad como así también decenas de personas todos los días.

Infaltables anécdotas!

De Foodora me llevo los mejores recuerdos. La mayoría de los que trabajábamos repartiendo éramos extranjeros y me hice amigo de varios. A veces se juntaban a jugar al fútbol y otras veces a estudiar Noruego. Yo iba a cada actividad que podía. Además, con los clientes el trato siempre fue muy bueno. Aprendí mucho Noruego, sobre todo confundiendo palabras. Llegué a decirle a un cliente que: “cague bien” (obviamente sin querer y por confusiones con el idioma). El cliente se reía mucho y yo no entendía hasta que mi novia me explicó qué había dicho. Al parecer la palabra: “de nada” y “cague bien” son muy parecidas en ese idioma!

Luego de los 6 meses que te permite la Visa trabajar con el mismo empleador, conseguí trabajo en McDonalds. No es el trabajo que más me gusta hacer, pero aun así, estoy muy contento de compartir esta experiencia en este país.

Recomendaciones laborales

En lo laboral concluyo que saber inglés es vital para moverse al principio. Es muy loco como los noruegos dominan ese idioma, es la segunda lengua del País. También que existen muchas posibilidades laborales, eso está muy bueno. Pero, para trabajar en un área calificada es mucho más probable que te contraten si sabes noruego (sobre todo si es en el Estado o algo relacionado con lo social) Y muy pocos trabajos te quieren de manera temporal. Lo cual tener una visa que solo te permite trabajar 6 meses con un mismo empleador puede jugar en contra.

Cosas que me sorprendieron de Noruega

nico lago

Lo que más me sorprendió fue la naturaleza. Es increíble. En San Francisco no hay bosques o montes. Los noruegos reconocen al bosque como algo importante y de hecho tienen límites para no destruirlo. Una buena caminata en el bosque soluciona los problemas de todo noruego!

Otra cosa que me llamó la atención fue que el metro de Oslo no tiene controles ni vallas para impedirte viajar si no compraste ticket. Aunque a veces es posible que haya controles al azar. Y siendo así todos pagan su boleto mensual o anual. Es una manera de confiar en las personas muy llamativa. La gente sabe que tiene un buen servicio y elije pagarlo aunque sepa que es posible “hacerse el distraído y no pagar”.

Más allá que mi novia es noruega, yo tenía algunos prejuicios. Por ejemplo, pensé que la gente acá era más fría, y fue todo lo contrario. Los noruegos en general son personas muy cálidas y dispuestas a ayudarte.

Son muy abiertos de mente en cuanto a temas religiosos, sexuales y políticos. Aunque esa manera de mirar está vinculada a que son muy comprometidos con su propia sociedad. Participan y se organizan mucho social y políticamente. Los movimientos sociales, sindicales y feministas son fuertes.

Acá pareciera que las palabras monarquía, socialismo y capitalismo pueden llevarse muy bien a diferencia de lo que pasa en otras partes del mundo. Y también son muy políticamente correctos y respetuosos de las diferencias, jamás escuché comentarios racistas, antisemitas, homofóbicos etc. (Lo que no quiere decir que no existan).

Para ir cerrando…

nico barco

En unos pocos meses me toca volver a la Argentina, también extraño mi patria, mis afectos y mi barrio: La Milka. Espero poder visitar a todos cuando esté de vuelta y que me esperen con unos mates!

A grandes rasgos, estoy muy agradecido a esta visa que me permitió compartir esta experiencia con mi novia, es una lástima que no se pueda renovar. Voy a estar pendiente de alguna otra posibilidad para que podamos seguir compartiendo en su país. Nico.

Esta fue la experiencia de Nicolás! ¿Qué les pareció? Nos gustó mucho que su motivo de aplicación a la Working Holiday Noruega haya sido por sus ganas de estar cerca con su pareja!! Esperamos que a ustedes también les haya gustado el relato,

Quieren leer más experiencias en Noruega? Les dejamos por las dudas la experiencia de Mariana 😉 .

No se olviden que toda la info sobre esta visa y todas las demás disponibles la encuentran en nuestra web YoMeAnimoYVos?

Te querés ir a Noruega, te dejamos todos nuestros artículos en:

NORUEGA: La Guía Maestra

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 thoughts on “La experiencia de Nico viviendo y trabajando en Oslo