[

Antes que nada, les aclaro que cuando no escribo nada por un tiempo, no es que me haya olvidado de ustedes, ni que no tenga ganas de escribir, antes de que me ataquen.

Pasa que conseguí trabajo (en Córdoba, Argentina), y deje ser un caminante de tierras desconocidas para pasar a caminar las mismas cuadras todos los días, las de ida y vuelta al trabajo. Y aunque no lo parezca, también tiene su atractivo caminar ese mismo trayecto todos los días, de ida y de vuelta. Porque uno al tomar el mismo recorrido, a la misma hora todos los días, comienza de alguna forma a reconocer las mismas caras, que todos los días como uno, trabajan, estudian, o…. o no se me ocurre ninguna otra cosa por la que con este frío se levantarían a esa hora jejejej. Y hasta uno puede experimentar distintos “viajes“. Por ejemplo, si en vez de ir derecho hasta la calle “Buenos Aires” y ahí doblar, doblo antes y hago medio que un zigzag, ahí cambia completamente la cosa, nuevas caras, nuevas gente, todo nuevo jejej. Ya se, ya se, obviooooooooo que no es lo mismo que viajar, pero viva la imaginación, la improvisación, y quien te dice que un día de estos, invito a tomar un cafe a alguna de esas bellezas que cruzo todas esas mañanas que voy a trabajar, o me invitan y no voy a decir que no (menos probable jeje).

Pero como les decía, ya volví totalmente a la vida normal, ya conseguí trabajo, y conseguí trabajo sin ni buscarlo. Si bien estaba buscando e hice un par entrevistas, terminó llamándome uno de los dueños de una empresa en la que ya había trabajado cuando apenas termine la facultad, y me ofreció un puesto ahí, en su empresa de telecomunicaciones. Todo se dió perfecto y redondito.

Ahh y no solo porque conseguí trabajo estaba desaparecido del blog, sino que también con mi hermano, con el que vivo actualmente, decidimos mudarnos. Y esta ultima semana fue de mudanza, tramites de la luz, el gas, el agua, comprar cortinas, muebles, arreglar esto, el otro, y 1000 cosas mas. Pero por suerte ya estoy casi mudado al 100%, sino fuera porque la inmobiliaria todavía no nos vino a arreglar las persianas de las piezas, por las cuales entra un chiflete de viento terrible, y hace como 3 grados bajo cero!!!!.

Y bueh, no me quedan mas excusas, de ahora en mas empiezo a escribir mas seguido, se los prometo!!!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

One thought on “Trabajo, mudanza, vida real