Una foto de uno de los hostels

No recuerdo bien si ya conté un poco acerca de lo que significa vivir en un hostel, si ya hablé de esto, sorry, es que entiendan, no tengo notebook aún. Ahora no puedo usar internet porque el cyber esta cerrado, así que lo único que tengo es este cuaderno que compré ayer, ahh, y una lapicera también, obviamente ;-).

Como decía, vivir en un hostel durante mucho tiempo, es toda una experiencia, yo creo que estuve como 1 mes y medio de hostel en hostel, y cambiando de lugar pues puedo decir que los hay de todos los tipos, enormes, caros y perfectamente limpios, como por ejemplo los de la cadena YHA ( en el cual estuvimos en Auckland, Tauranga y Rotorua ) que están muy lindos, acá en Nueva Zelanda.

En el desk de Rotorua treks
Una foto de uno de los hostels

Una foto de uno de los hostels
Una foto de uno de los hostels

Este es el hostel Wellywood en Wellington, Nueva Zelanda increibleeeeeeee, me encantó:

Wellywood backpackers el hostel que más me gustó, y donde me quedé en Wellington

Otra foto del hostel
Otra foto del hostel
Otra foto del hostel
Otra foto del hostel

En estos hostels enormes encontrás gente buena onda y sociable, pero no son los que abundan, hay mucho backpacker autista dando vuelta. Recuerdo en Auckland, Nueva Zelanda, un día en el YHA, creo que batimos el record con Sergio de saludar gente en el hostel, que te miren, y no te tiren ni un “Hello”. Al principio nos quedábamos pensando porque ni te devolvían el saludo, pero al último ya nos reíamos entre nosotros contando quien tenía mas cantidad de “no saludos en el día”.

Pero como los hay grandes y caros, también los hay chicos y baratos, que en vez de tener 3 o 4 pisos, tienen solo un par de piezas, en los que te sentís mas como viviendo en una casa, te haces bastante amigo de toda la gente, que por lo general son también backpackers como uno. Y terminas a altas horas de la noche por ej, hablando con un belga que te cuenta todo los que hizo cuando estuvo en china, o uno de Nepal contando sus anécdotas mientras trabajaba en Londres, increíble.

Miren este hostel de Wellington en el que estuvimos un par de días ( este es de los bien chicos, demás esta decirlo ja! )

Este hostel era algo chacra la verdad...
Era pequeño y tenía cosas divertidas como esta advertencia
Otra foto del hostel
Otra foto del hostel
Más del hostel peque en Nueva zelanda

Pero como todo, tiene su parte positiva y su parte negativa. A mi me gustó mucho conocer gente nueva todos los días, intercambiar historias, culturas, experiencias, siempre, cada nuevo día podés conocer gente nueva, Nueva Zelanda esta llenísimo de backpackers por todos todos lados.

Lo que a mi no me gusto mucho del hostel, es el hecho de tener que dormir por ahí en piezas medio chicas, en algunos casos, con un montón de gente, ( hasta 12 personas por ej ), no tenés lugar para poner la ropa, cada uno se levanta o se acuesta a la hora que quiere y si vos al otro día te tenes que levantar a las 7.30am para ir a trabajar no esta muy bueno eso.

Pero eso no es nada grave, la peor contra de los hostels acá, es el precio, promedio 140 dolares por semana, es raro que en un país con tantos backpackers los hostels sean caros, porque si tenés plata te vas a un hotel, se supone que al hostel venimos los que andamos secos ja!, pero algo así es vivir en un hostel en Nueva Zelanda.

Esta entrada es el capítulo Nº 14 de mi viaje por Nueva Zelanda, seguí la historia completa en “La Odisea Completa por Nueva Zelanda


Deja un comentario

3 comentarios en “Vivir en un hostel en Nueva Zelanda

  1. Hola, que tal?

    tenia una duda tengo pensado viajar a holanda para vivir alli y encontrar trabajo, ahi piden un contrato de alquiler para trabajar, y mi duda era que si viviendo en los hosteles y backpackers te dan algun contrato?????

  2. Dura la vida del Superheroe che!
    Los Jostels grosos que se ven en las fotos tienen moy buena pinta. Habia cucarachas en los Jostels rascas? Avisa y te lo mando al POCHO para que las mate jejejeje